A poco menos de tres meses del inicio de los tradicionales mercados navideños en Alemania, muchos organizadores comienzan a planificar la temporada con una mayor distancia social entre los visitantes y controles sanitarios.

“Estamos confiados y vamos a organizar el mercado de Navidad en la catedral de Colonia como hemos hecho en los últimos años”, dijo una portavoz de la organización.

Se van a realizar controles bajo la norma “3G”, llamada así por sus iniciales en alemán, que permite el acceso a determinadas zonas interiores solo a personas vacunadas (“geimpft”), recuperadas (“genesen”) o con pruebas de coronavirus con resultado negativo (“getestet”).

Los organizadores de los mercados en Múnich, Dresde y Dortmund también se mostraron optimistas de poder realizar las ferias, que normalmente se realizan entre las semanas de Adviento antes de la Navidad.

“La expectativa es lógicamente muchísimo mayor que la del año pasado”, dijo Patrick Arens, uno de los organizadores del evento en Dortmund, que como es habitual espera que se sumen alrededor de 300 puestos de venta.

También la ciudad de Núremberg está planificando desde principios de año el mercado mundialmente conocido como “Christkindlemarkt”.

“Sin duda, el mercado tendrá un aspecto diferente en 2021 al que tenía antes del coronavirus”, dijo un portavoz de la ciudad. La ciudad bávara, en el sur de Alemania, está haciendo planes para implementar un “sistema de dirección única” para la circulación. En 2020, el “Christkindlesmarkt” había sido cancelado debido al aumento de las cifras de infecciones por Sars-CoV-2.

Por su parte, los organizadores de la ciudad de Suttgart aún no tienen planes concretos. “Actualmente, estamos en una primera fase de planificación y estamos en comunicación con otras ciudades que organizan un mercado navideño, como Núremberg, Ulm y Múnich”, dijo Jörg Klopfer, uno de los organizadores. Agregó que la decisión sobre la forma en la que se realizarán los mercados navideños en Stuttgart se tomará como muy pronto en octubre.

Fuente: dpa