MADRID, 11 (SERVIMEDIA)

La vicepresidenta primera del Gobierno en funciones y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, celebró este lunes que la Comisión Europea haya revisado al alza la previsión de crecimiento para España en 2023 –del 1,9% augurado en primavera al 2,2% actual– y ensalzó la política económica del Ejecutivo de Pedro Sánchez, que «permite afrontar con confianza el complejo momento actual de ralentización económica».

En unas declaraciones difundidas por su gabinete, Calviño subrayó que el informe del Ejecutivo comunitario confirma que España será la gran economía de la Unión Europea que más crecerá este ejercicio y que cerrará el año con la menor inflación

En concreto, la Comisión Europea ha mejorado su estimación de crecimiento económico para España hasta situarla en el 2,2% en 2023, tres décimas más que en su última previsión por el efecto arrastre de 2022 –que ha sido mayor de lo calculado inicialmente–, así como por los «sólidos resultados» del primer semestre.

No obstante, Bruselas habla ya de una desaceleración en la segunda parte del año que rebajaría el crecimiento en 2024 al 1,9%, una décima menos que la augurada en primavera.

En lo que se refiere a la inflación, el informe prevé que caerá desde el 8,5% promediado en 2022 hasta el 3,6% este año. En 2024, el índice de precios al consumo (IPC) seguiría a la baja y se situaría en el 2,9%.

«En un contexto de ralentización de la economía europea e internacional, se confirma que España será la gran economía europea que más crezca en 2023 y con la menor inflación. Para 2024, prevé que sigamos liderando la zona euro, con una inflación ya por debajo del 3% Nuestra política económica funciona y nos permite afrontar con confianza el complejo momento actual de ralentización económica», declaró Calviño tras recordar que la nueva estimación de Bruselas se sitúa por encima del objetivo del Gobierno, que se sitúa en un avance equivalente al 2,1% del PIB.

Quizás también te interese:  La mitad de los españoles considera que la tecnología de cero emisiones es el factor más efectivo para avanzar hacia una aviación más verde