MADRID, 16 (SERVIMEDIA)

El consejero de Hacienda de la Generalitat Valenciana y Modelo Económico, Arcadi España, aseguró este lunes en el ‘Fórum Europa. Tribuna Mediterránea’ que las medidas antiabortivas que han entrado en vigor en Castilla y León suponen «un ataque a los derechos de la mujer» a cambio de «un puñado de votos».

En las primeras palabras de su intervención en este encuentro informativo organizado por Nueva Economía Fórum en Valencia, España destacó la importancia de la «convivencia» ante «los riesgos» de una posible «fractura social», y se refirió al plan apadrinado por el Gobierno de Alfonso Fernández Mañueco en Castilla y León como un «ataque» al acuerdo entre ciudadanos.

Lo equiparó, de hecho, con el asalto al Parlamento de Brasil orquestado hace unas semanas por seguidores de Jair Bolsonaro, expresidente del país sudamericano, y advirtió de que estos dos «ataques a la convivencia» han recordado en este principio de año «la fragilidad de los logros alcanzados» durante la Transición.

En este contexto, el consejero de Hacienda de la Generalitat rechazó la política que intenta «destruir al adversario» y subrayó que «cuestionar el resultado una votación libre cuando no se gana» tiene sus «riesgos». Condenó que se hable «con mucha ligereza de golpes de estado, de pactos con terroristas, de fascistas y de gobierno ilegítimo», y enfatizó que «las palabras, señoras y señores, importan».

«En este país conocemos la verdadera naturaleza de cada una de esas palabras, cómo está escrito en nuestra historia. No lo olvidemos, no confundamos su significado, no fomentemos el odio, ni entre rivales políticos ni entre territorios. La convivencia de la que hoy disfrutamos es un logro demasiado valioso y frágil, y, por desgracia, hay algunos con una memoria muy corta sobre el sufrimiento que ha costado llegar a la España democrática del 2023», declaró España.

Quizás también te interese:  Descubre las mejores tiendas de alimentación en Puertollano: ¡Encuentra productos frescos y de calidad cerca de ti!

«Este principio de año nos recuerda la fragilidad de los logros alcanzados, los riesgos de esa fractura social, el ataque a la convivencia que supone muchas cosas que están pasando. Lo hemos visto en Brasil con ese reflejo en lo que pasó también en el parlamento americano. Lo estamos viendo estos días con el ataque a los derechos de la mujer en Castilla y León por un puñado de votos», concluyó.